Contextualizar, Comprender, Demostrar, Aplicar y Evaluar. La metodología docente de San Ignacio de Loyola.

La metodología docente propuesta, y que surge de la misma experiencia de San Ignacio de Loyola, consta de cinco pasos, que son sucesivos, pero no se agotan ya que se recrean una y otra vez a través de una espiral ascendente:
1.- Ubicar en la espiral ascendente del conocimiento, el concepto al que expondremos al alumno. Contextualizar es tarea exclusiva del maestro y consta de dos momentos.

Primer momento: El maestro ubica en la espiral ascendente del conocimiento los conceptos. Los organiza de tal manera, que el primer concepto que enseña es el conocimiento necesario para la apropiación del segundo, y éste a su vez, es necesario para el tercero, y así sucesivamente.
Segundo momento: Se lleva a cabo en el salón de clase. Consiste en exponer, presentar, platicar o mostrar, utilizando los recursos pedagógicos necesarios, el concepto ubicándolo claramente en su contexto.

2.- Entender, experimentar. Utilizando una estrategia pedagógica conveniente y el material didáctico adecuado, permitirles a los alumnos que toquen, vean y sientan el concepto, para que experimentado una realidad sensible, extraigan los datos, inquieran e imaginen, lo que les permite captar la unidad inteligible de esos datos y por lo tanto entender. El alumno al entender, logra concebir el concepto y formularlo adecuadamente con sus propias palabras.

3.-Demostrar, comprender. Los estudiantes pasan de la reflexión a enumerar las condiciones necesarias para que este conocimiento sea verdadero, ordenan las evidencias con las que cuentan, lo que los posibilita a demostrar y juzgar por ellos mismos el conocimiento. Los estudiantes han pasado del entender a la comprensión total.

4.- Aplicar, construir. Los alumnos aplican el concepto para resolver problemas y plantear otros nuevos, que hacen necesario el estudio del siguiente concepto en la espiral ascendente del conocimiento. Además, los estudiantes deben desarrollar la habilidad y acumular la experiencia necesaria, para plantear y resolver problemas de diferentes grados de dificultad.

5.-Evaluar lo aprendido y la forma como fue aprendido, significa evaluar a los estudiantes para verificar si se han apropiado del concepto ya que pueden demostrarlo, si lo han utilizando adecuadamente, así como también, si han desarrollado la habilidad para plantear y resolver diferentes tipos de problemas. Evaluar la estrategia pedagógica y el material didáctico utilizado por el maestro.
Texto de la Pedagogía de San Ignacio de Loyola.

Comentarios

  1. Felicidades por tu Blog!! Me encanta!! Mi nombre es Amaya Padilla, soy Blogfesora también y estoy realizando la tesis doctoral sobre el blog como recurso educativo. Me encantaría que pudieras participar rellenando un cuestionario muy sencillo.No encuentro colgado tu email por ninguna parte para poder hacértelo llegar por eso te escribo aquí ;) Mi email es amypad@gmail.com y mi blog www.garachicoenclave.blogspot.com

    Muchas gracias de antemano

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Realiza tu Comentario

Entradas populares de este blog

Lancelot "Capability" Brown, precursor del jardín paisajista inglés.-

¿Qué le pasa a los pinos, porqué se secan?

Curso de Poda en Altura de Arboles y Palmeras, Valencia Septiembre 2020