Jardín de Monforte y Viveros del Real. Sensaciones estéticas y naturales.

Nueva visita formativa. Como todos los años, con el comienzo de la primavera nos acercamos a los jardines de Valencia. Recorrer sus calles durante estas fechas aumenta las posibilidades de encontrarse con los trabajadores de poda que efectúan las correspondientes tareas para la empresa contratada por el Ayuntamiento. 

Doble objetivo conseguimos cuando al recoger a los alumnos me encontré con mi amigo Juan Carlos Lobón podando las moreras en frente de Mestalla. Como buen colega, nos dedicó un ratito para explicarnos que tareas realizaban, y sobre todo el porqué de las podas drásticas que efectuaban sobre el arbolado viario. La mala decisión sobre la elección de las especies vegetales en determinadas ubicaciones son las culpables de ellas. Así también como una escasa formación de los técnicos que antaño decidían sobre estas responsabilidades. 

Seguidamente visitamos el jardín más bello de la ciudad, el Jardín de Monforte, declarado Jardín Artístico Nacional en el año 1941. Si los jardines de Valencia no destacan lamentablemente por su cuidado mantenimiento, este jardín es la excepción. Maravilloso, majestuoso, me quedo sin adjetivos para describir tanta belleza. 12.000 m2 para el reposo y la sensación estríctamente estética y naturalista (como reza la web del ayuntamiento).

Los alumnos pasearon impresionados por el jardín, deambulando por todos sus rincones, descubriendo paso a paso las diferentes sorpresas que en él aparecen. Esculturas, fuentes, cuevas, árboles monumentales, setos perfectamente recortados, la pérgola de Buganvillas, la floración de las Clivias. 

Una gran cantidad de sensaciones que cuminaron con la visita al Jardín de Viveros del Real, para mí una obligación, pues mis Padres paseaban de la mano por sus caminos en su época de noviazgo y aunque lamentablemente no pueda estar cerca de ellos, sé que tengo este rincón para acercarme y sentirlos más cerca. 
Como impresión final de la visita y cuando los alumnos te dicen: "este fin de semana me vengo con mi novi@", entonces creo que el objetivo de la jornada, ha sido cumplido.

Comentarios

  1. UN JARDÍN MARAVILLOSO Y UN NO MENOS MARAVILLOSO RECUERDO PARA LOS NOVIOS DE AQUELLA ÉPOCA QUE LEJOS DE DISCOTECAS Y BOTELLONES PASEABAN SU AMOR EN LAS MAÑANAS DOMINGUERAS POR ESOS JARDINES . ES BONITO QUE
    RECUERDES A TUS PADRES . SEGURO QUE ELLOS AGRADECEN TU RECUERDO Y SE SIENTEN ORGULLOSOS
    DE TI.SALUDOS.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Realiza tu Comentario

Entradas populares de este blog

Lancelot "Capability" Brown, precursor del jardín paisajista inglés.-

Curso de Poda en Altura de Poda de Arboles y Palmeras, Valencia Marzo 2020

La nómada de los árboles, Vanesa Tilán Fernández.-